Cambiar a contenido. | Saltar a navegación

Portal Asia Pacífico - Biblioteca del Congreso Nacional
Compartir       
volver   
Usted está aquí: Portal AP |
Hong Kong tiene sólo siete millones de habitantes y una superficie que no alcanza a doblar la de Santiago. Sin embargo, es actualmente uno de los grandes centros financieros de Asia y se ha ganado el título de la economía más libre del mundo. Conozca a continuación más acerca del mercado hongkonés y de cómo lograron posicionarse como el segundo receptor de inversiones de todo el continente asiático.

Hace sólo 13 años, Hong Kong era una colonia más del Reino Unido. Hoy, es una región administrativa especial de China, con un sistema económico y judicial independiente y con su propio sistema aduanero y fronterizo, que la han puesto en la mira de las grandes empresas del mundo. Según Álvaro Echeverría, Director del Hong Kong Trade Development Council (HKTDC) para Chile, "el crecimiento de Hong Kong es impresionante. Teniendo en cuenta que sólo tienen 7 millones de habitantes, sorprende que tengan un comercio de exportación de US$362 mil millones y cómo ha puesto en sintonía oriente con occidente, protegido la propiedad intelectual y convertido en un centro internacional de arbitraje, con libre flujo de información, personas, productos y capital. Tiene un potencial enorme y una extraordinaria ubicación, por lo que es importante que nos fijemos en Hong Kong como centro de operaciones", aseguró.

Las cifras y los datos la avalan. En 2010 Hong Kong se convirtió en la segunda fuente de inversión extranjera directa (IED) en Asia, el segundo mayor receptor de inversiones del continente y en la economía más orientada al sector servicios de todo el orbe (representan más del 90% de su PIB). ¿Más? Ha sido la economía que mayor resistencia ha mostrado a la crisis financiera, su tasa de desempleo solo alcanza el 4,3% y en los primeros siete meses de 2010 las exportaciones totales crecieron un 24,8% con respecto a 2009.


Incentivos para seguir creciendo

Los cuatro pilares económicos de Hong Kong son el comercio y la logística (25,9% del PIB), los servicios financieros (16,1%) los servicios profesionales (11,9 %) y el turismo (2,8%), que en el período enero- julio de 2010  vió como sus visitantes aumentaron en un 24,4% con respecto a 2009.  Son precisamente estos cuatro sectores los que el gobierno local ha querido seguir fomentando durante este año, proporcionando recursos, capital humano e incentivos para promoverlos con ventajas comparativas con respecto al resto de los países de la región.

Además se han identificado seis focos de atención: servicios educativos, servicios médicos, ensayos y certificación, la industria del medio ambiente, la innovación y la tecnología y las industrias culturales y creativas. En cuanto al fortalecimiento de las cuatro industrias pilares, Hong Kong estableció una serie de objetivos para el sector financiero, que incluyen el fortalecimiento de su papel como campo de pruebas para productos y como centro preferido para reunir capital para las empresas del continente.

Mientras, para fortalecer la industria del turismo, el gobierno está discutiendo diversas medidas con las autoridades centrales para facilitar a los viajeros los viajes a Hong Kong, simplificando el sistema de entrada. Pero eso no es todo. En términos de logística, se ha propuesto mantener la posición de liderazgo de Hong Kong en la cadena de suministro global, brindando mayores estímulos a los servicios profesionales y explorando nuevas medidas de liberalización en el marco de CEPA (Closer Economic Partnership Arrangement)  para abrir nuevos mercados y ampliar los existentes.

Por otra parte, más de 1.000 edificios industriales serán reconstruidos o rediseñados para facilitar el desarrollo de las principales industrias, se ha hecho un llamado a los profesionales de renombre de la medicina china para unirse a la enseñanza y los programas de investigación en Hong Kong, para poder promover a esta economía como un centro  de medicina china para el mundo. En educación, el gobierno disminuirá los requisitos para los estudiantes del continente que deseen realizar estudios allí. Y para alentar a las empresas a invertir en alta tecnología y en investigación científica, se permitirá a las empresas disfrutar de una bonificación equivalente al 10% de sus inversiones.


Sobre el CEPA

El 27 de mayo de 2010 la China continental y Hong Kong firmaron el VII Suplemento de CEPA, tratado que permite la liberalización entre ambos mercados y la implementación de diversas medidas de facilitación de inversiones en 44 sectores. La nueva firma profundizará 19 de ellos y entrará en vigor desde enero de 2011. Se espera que a partir de esta fecha se agilice la entrada a Hong Kong industrias de servicios y la integración de intercambios profesionales en ambos lados, ayudando de paso a consolidar a Hong Kong como un centro internacional financiero, de comercio, transporte, logística y de servicios con valor agregado.

La importancia de los flujos de inversión

Hong Kong es un mercado muy atractivo para la inversión extranjera directa (IED). Según el UNCTAD World Investment Report 2010, Hong Kong es el cuarto mayor receptor de IED del mundo, que atrajo solo en 2009 más de US$48 mil millones. Por 12 años consecutivos, esta economía se encuentra en el segundo lugar en Asia de recepción de IED, después de China continental. Por otra parte, Hong Kong fue en 2009 la segunda fuente de IED en Asia, detrás de Japón, con salidas por US$52 mil millones.

Las relaciones económicas con la China continental

Hong Kong es actualmente la industria más importante de la parte continental de China, con aproximadamente un 18% del comercio exterior chino que pasó a través de Hong Kong en 2009. Según estadísticas de Hong Kong,  el 62% de las reexportaciones son de origen chino y el 51% fueron destinadas a la parte continental de China. Según las estadísticas aduaneras del gigante asiático, Hong Kong es el tercer mayor socio comercial de la parte continental después de EE.UU. y Japón, representado el 8% de su comercio total en 2009.

Pero la relación económica entre ambos no llega hasta acá. A fines  de 2009, entre todos los proyectos con fondos extranjeros aprobados en la China continental, el 45,3% estaban ligados a los intereses de Hong Kong. Es así como la entrada de capitales procedentes de Hong Kong ascendieron a US$395,7 mil millones, representando el 40,7% del total chino.

La parte continental de China, por otra parte, es uno de los principales inversores en Hong Kong acumulando hasta 2009 US$296 mil millones dólares. Por eso no extraña que hasta julio de 2010 y habían siete bancos autorizados y seis oficinas de representación de China operando en Hong Kong.

Por otro lado, Hong Kong es también un paraíso de capitales para las empresas chinas. En diciembre de 2009, 524 empresas del continente se cotizaban en Hong Kong, el 58% del total del mercado chino. Durante los últimos 10 años, las compañías chinas han recaudado más de $ 1.7 billones a través de ofertas de acciones en Hong Kong.


Hong Kong como centro regional


No es casualidad que el aeropuerto de Hong Kong sea el más ocupado del mundo para tráfico internacional de contenedores. Tampoco que sea la tercera mayor bolsa de Asia, o el sexto mayor mercado de divisas del mundo. Y menos que hoy sea el lugar más popular para albergar las sedes regionales u oficinas de representación de las empresas multinacionales para gestionar sus negocios en Asia Pacífico, y especialmente con la parte continental de China.

En 2009 ya habían 3.580 sedes regionales de empresas matrices situadas fuera de Hong Kong, representando un aumento del 44%  en una década. De estas empresas, el 83% eran los responsables de los negocios  con la parte continental de China, lo que confirma el papel de Hong Kong como puerta de entrada al continente. ¿De dónde vienen estas empresas?  De EE.UU (23%), seguido por Japón (19%), Reino Unido (9%) y el territorio continental (6%).

Finalmente hay que destacar a Hong Kong como el centro de telecomunicaciones líder en la región de Asia y el Pacífico. A fines del 2009, había casi 4 millones de líneas telefónicas y 300.000 líneas de fax en Hong Kong, 12 millones de suscriptores de telefonía móvil, incluso superando en número a la población total. La tasa de penetración de Internet de banda ancha es superior al 80% entre los hogares, los servicios de marcación directa internacional están disponibles para la mayoría de los países y regiones del mundo, y el tráfico telefónico internacional supera los 10 mil millones de minutos anuales.

Son estas características las que están haciendo de Hong Kong una economía con tintes de potencia mundial y que junto a la inversión, facilitación y al posicionamiento, palabras que las autoridades locales repiten año a año, la consolidan como más promisoria plataforma de negocios e inversiones de todo el Asia Pacífico.











    Comentarios publicados





 

Comentar artículo

(Requerido) Por favor escriba su nombre.
(Requerido)

Comentario

Print this page Print this page Add Bookmarklet