Cambiar a contenido. | Saltar a navegación

Portal Asia Pacífico - Biblioteca del Congreso Nacional
Compartir       
volver   
Usted está aquí: Portal AP |
El inicio de un programa piloto en la zona de Pudong de Shanghai, que apunta a ser un laboratorio para las autoridades del gobierno central chino en materia de liberalización, facilitación y competencia -denominada Shanghai Free Trade Zone- llamó la atención de todo el mundo, especialmente por el impacto que pudiera tener en Hong Kong. Conversamos al respecto con Mario Ignacio Artaza, Cónsul General de Chile en Hong Kong, quien se refiere a los factores en juego y al escenario que este plan instaura en la zona.

¿Cómo tomaron en Hong Kong el inicio de este plan piloto?

"La puesta en marcha de esta iniciativa piloto, en un área emplazada en  Shanghai, ciertamente ha sido seguida con particular atención por parte del gobierno hongkonés, encabezado por el chief executive Leung Chun-ying, como también por representantes del quehacer empresarial, político, académico y, desde luego, los medios de comunicación. Todos concuerdan que el engranaje gubernamental chino aspira gradualmente a globalizar la economía de ese país de una manera más ágil e innovadora, apostando por diversificar aún más las áreas de interacción económica/comercial y financiera que hoy opera China con el mundo. Es decir, lo que está en marcha en Shanghai será replicado en otras localidades en China y, de ser efectivas estas pruebas inicialmente de carácter piloto, marcarán un rumbo para el futuro para ese país en términos profesionales, en cómo operará su sistema financiero con un Renminbí convertible, en la provisión de servicios, etcétera".

 ¿Cuáles son las ventajas comparativas de Hong Kong respecto a Shanghai?

"Todos concuerdan que mientras la República Popular China no incorpore elementos que constituyen valores imprescindibles para cualquier economía abierta, globalizada y competitiva, como son por ejemplo la libre convertibilidad de su moneda y el respeto irrestricto al imperio de la Ley, sobre la base del ejercicio de la misma de una manera transparente y sin presiones de ningún tipo -rule of law-, Hong Kong continuará siendo el principal centro financiero internacional para todo emprendedor chino, como también para toda empresa foránea que tiene por delante interactuar comercialmente o financieramente, con contrapartes en China. De ello no hay duda alguna".

Comunicaciones, idioma y factores clave

Mario Ignacio Artaza también señala como parte importante de las ventajas de Hong Kong, respecto a Shanghai, la libertad comunicacional. "En la zona piloto no hay acceso abierto a comunicaciones de primer orden, persistiendo ahí un control, mientras en Hong Kong, los medios son completamente abiertos, no hay censura de ningún tipo, es una ciudad cosmopolita abierta para el emprendimiento como para el movimiento de capitales de primer orden", sostuvo.

Por otra parte, el diplomático chileno mencionó el uso de inglés y la estabilidad de la moneda hongkonesa como factores a considerar. "En Hong Kong los negocios se mueven en inglés, lo que es una herramienta sumamente potente vis a vis China y los colegios en Hong Kong imparten clases en inglés, lo que es atractivo para familias de expatriados que lo han hecho su hogar. Hay al menos cuatro universidades emplazadas dentro de las top 150 del mundo, con dos en las top 20. Eso la convierte en una ciudad que invita a cualquiera a establecerse con éxito comercial y financiero. Hay 350.000 expatriados viviendo en esta metrópolis internacional y el Dólar Hongkonés es reconocidamente estable y convertible en mercados internacionales", añadió.

Hong Kong también cuenta con facilidades para realizar negocios. ¿Cuáles destacaría en este contexto?

"Hoy, armar una empresa en Hong Kong tarda un día y muchos extranjeros no necesitan visa para estar en Hong Kong por hasta 90 días, chilenos incluidos, y obtener una visa de trabajo no es un trámite difícil de cumplir, con contrato en mano. Hacer empresa y que esta opere sin contratiempos es mucho más fácil en Hong Kong que en Shanghai, Beijing o Guangzhou, por nombrar algunas localidades en China. Esa es mi experiencia y por algo es en Hong Kong donde al menos 3 mil firmas de primer orden global han decidido establecer sus centros de operaciones regionales o internacionales. Basta ver que General Electric y la firma de automóviles Infiniti tienen sus sedes principales en Hong Kong, desde donde abarcan no solo el mercado chino, sino que también el mundo. Ello aparentemente aún no es la realidad en China. Hong Kong es Asia´s World City hoy. Punto".

Considerando todo lo anterior. ¿De qué manera podría ser impactado Hong Kong con esta iniciativa?

"En un primer momento, queda claro que Hong Kong no será impactado por la puesta en marcha de este programa piloto. Sin embargo, sí es una llamada de alerta que China está avanzando y que Hong Kong requiere re-inventarse para ser más atractivo y relevante a nivel regional y global. Como todo en la vida, hay que ir siempre pensando en el mañana y, en lo posible, en el próximo año. En esa línea, el tema de los start-ups ha cobrado especial relevancia para Hong Kong, especialmente en el ámbito de la cultura, cine, nuevas tecnologías aplicables a medicina, medio ambiente, transporte y logística, entre otras áreas. También se está impulsando el tema de la mediación en diferencias comerciales con contrapartes chinas, en donde abogados hongkoneses tienen una experiencia sin par a nivel regional".
 
El gobierno chino dijo esperar que las empresas extranjeras establezcan su sede asiática en Shanghai. ¿Lo cree probable?

"Hong Kong es la economía más competitiva de Asia y la más abierta del mundo, según todos los estudios reconocidos por su prolijidad e imparcialidad a nivel mundial, hay más de 400 bancos internacionales operando o con oficinas de representación en Hong Kong. No veo en este momento que Shanghai, a través de su zona piloto de libre comercio, gatille o incentive una corrida de empresas foráneas ya establecidas en Hong Kong a cambiar de rumbo y virarse. Sí se analizará permanentemente el tema de una manera estratégica e inteligente, se estará atento a lo que ocurre en Shanghai, pero de ahí que Hong Kong perderá sus liderazgos netos, bien pasará algún tiempo para ello, pues a Hong Kong su estabilidad y competitividad sí le benefician y son un valor agregado para el gobierno central".

¿Competencia o complementariedad?

Finalmente, Artaza asegura que más allá de las ventajas que tiene hoy Hong Kong sobre Shanghai, no hay una competencia desatada. "Lo que ha sucedido no es una cuestión de preferir a uno por sobre el otro. Es justamente dotar a una localidad de nuevas herramientas para facilitar, apoyar e incentivar la aproximación a China. Es un proceso gradual pues en algún momento de nuestras vidas China va a ser mucho más abierta, competitiva, integrada que lo que es ya hoy. Pero de ahí que Beijing quiere restarle a Hong Kong a través de la puesta en marcha de la zona en Shanghai de aquellas ventajas comparativas que datan desde el siglo XIX -es decir, hay una trayectoria probada-, ello no está en el radar de un establishment gubernamental serio y que se ha propuesto reformas que tardarán tiempo en ser incorporadas y administradas. China no está en competencia ni en carrera con nadie a nivel mundial cuando se trata de generar las condiciones apropiadas para elevar la calidad de vida de su población, modernizando, adecuando, gerenciando su engranaje económico y comercial. Y para que ello tenga éxito de largo aliento, Hong Kong necesariamente debe seguir aportando y desempeñando un papel protagonista en materia de internacionalización del Renminbí, el transporte y distribución de mercaderías, conectividad con el planeta, entre otros elementos prioritarios", concluyó.
 











    Comentarios publicados





 

Comentar artículo

(Requerido) Por favor escriba su nombre.
(Requerido)

Comentario

Print this page Print this page Add Bookmarklet