Cambiar a contenido. | Saltar a navegación

Portal Asia Pacífico - Biblioteca del Congreso Nacional
Compartir       
volver   
Usted está aquí: Portal AP |

La situación de sequía en nuestro país despierta el interés en la ciudadanía sobre cómo manejar las cuencas y sus recursos hídricos. Un ejemplo que puede contribuir con esta procupación es el Sistema de Gestión Integrado, utilizado en la cuenca del río Murrumbidgee en Australia, donde un software de manejo operacional ayuda a mejorar el suministro e informa a decidores y beneficiarios sobre el estado de conservación del agua. Más detalles de este sistema tecnológico en la siguiente nota.

Utilización de software para el manejo del agua

Nuestro país está atravesando un momento de sequía importante que lleva a las autoridades a desarrollar políticas sustentables que contribuyan al manejo de los recursos hídricos, principalmente en las cuencas de los ríos que sirven para el consumo humano y para el riego en la agricultura.

En este contexto el caso de la cuenca de Murrumbidgee en Australia puede ser un caso a analizar, ya que existe un uso intensivo del agua por parte de sectores agrícolas, industriales y sanitarios, sin embargo el manejo de los recursos hídricos de esa cuenca bajo una gestión sustentable ha generado ahorros importantes que no solo ha beneficiado a los consumidores sino también al medioambiente.

Esta utilización sustentable se ha logrado gracias al Sistema Manejo Computacional de Ríos (CARM por las siglas de Computer Arded River Management) que ha contribuido a optimizar la distribución del agua, su seguridad para las ciudades aledañas, eficiencia en el uso, productividad y sustentabilidad.

Además contribuye a mejores infraestructuras de riego para evitar pérdidas significativas, mejorar el acceso a la información y mayor control en la distribución del recurso, lo que ayuda a que las autoridades a tomar mejores decisiones y a que la ciudadanía muestre mayor adaptación frente a los nuevos hábitos en la utilización de los recursos para generar su ahorro.

Las oportunidades que brindan los sistemas de gestión integrados del agua

Al igual que como sucede en las regiones del centro norte y sur de nuestro país, la cuenca del río Murrumbidgee sufrió una prolongada sequía que se extendió entre los años 2008 a 2013, sin embargo esta condición se vio superada cuando la Corporación Estatal de Agua -autoridad regional para la administración del recurso en Nueva Gales del Sur- decidió implementar un sistema de gestión integrado del agua que comenzó en la cuenca Murray- Darling que da vida al río Murrumbidgee.

Este sistema plasmado en el proyecto CARM ha tenido como objetivo principal la recuperación de agua perdida mediante la reducción de la evaporación, evotranspiración, filtración y extracciones sin autorización. Considerado también como Sistema de Apoyo para Decisiones, informa sobre las operaciones que se realizan en el río a través de un software de datos biométricos de control que comunica el comportamiento del río en tiempo real y lo informa a quienes se encuentren monitoreando.

Según Alexis Fuentes, geógrafo de la Universidad de Chile, el uso de sistemas computacionales es una buena solución para el tratamiento inteligente del agua, sin embargo se necesita personal capacitado que los haga funcionar y que participe en su desarrollo. “No hay un solo software para todas las cuencas, cada formación geográfica tiene sus propias características hídricas, hay que considerar factores como la altura, presión atmosférica y sobre todo la pendiente de los ríos que incide en el caudal. Naturalmente los ríos se bifurcan en muchos ríos pequeños lo que hace difícil que puedan controlarse en su totalidad, por eso además de los sistemas de monitoreo es importante que hayan supervisiones constantes a través de mediciones y muestreos”, señaló.

La cuenca del Murrumbidigee tiene una superficie de 84.000 kms2 y se extiende entre planicies semiáridas hasta cordones montañosos de bajas temperaturas, lo que permite que puedan reconocerse diversos tipos de suelos para la agricultura, usos industriales y suelos urbanos. En este contexto geográfico es importante que el agua sea bien administrada y para ello los medios tecnológicos cumplen un papel fundamental.

“Un buen sistema de control como el utilizado en Australia es una ayuda que nunca se va a desdeñar, no obstante las autoridades locales deben contar con otras fuentes tecnológicas que interactúen con estos sistemas, como son las imágenes satelitales. Este es un medio que ayuda enormemente porque no solo entrega información en tiempo real sobre la temperatura, sino que ayudar a ver en qué áreas se están produciendo las pérdidas. En ese sentido los satélites son un complemento necesario a los software, porque además permite que se puedan hacer proyecciones y prever mayores problemas en las zonas críticas”, sostuvo el experto.

Manejo del agua en la cuenca del río Limarí

Tal como la cuenca del río Murrumbidgee es un emblema en el manejo eficiente de los recursos hídricos, en nuestro país la cuenca del río Limarí tiene una de las infraestructuras de riego más desarrolladas, pues cuenta con 577 canales y 3 embalses que aseguran el riego a más de siete mil agricultores, que son quienes administran el sistema.

Esta cuenca se manifiesta en una zona andina- costera que vincula a la Cordillera de los Andes con la Depresión Intermedia, alcanzando una superficie de drenaje de 11.800 kms2, abasteciendo a 44 mil hectáreas de tierra irrigada. Para Fuentes, la cuenca del río Limarí es un caso interesante de estudio, ya que el río ha podido ser administrado eficientemente, aunque todavía hay lugares en donde el acceso al agua no está asegurado y donde el control de las autoridades no pude realizarse.

“Se han hecho estudios importantes sobre el uso del agua en esa zona y los resultados apuntan en la dirección de que sigue habiendo disparidad entre el consumo industrial versus el de los agricultores. En ese sentido pienso que el aporte que puedan hacer los sistemas integrados de gestión es útil, porque ayudaría a identificar las tendencias de reducción del caudal, sin embargo sobre la base de esta información las autoridades deben fiscalizar para que se manejen los déficit y se cumplan los derechos de acceso y utilización del recurso”, afirmó.












    Comentarios publicados





 

Comentar artículo

(Requerido) Por favor escriba su nombre.
(Requerido)

Comentario

Print this page Print this page Add Bookmarklet