Cambiar a contenido. | Saltar a navegación

Portal Asia Pacífico - Biblioteca del Congreso Nacional
Compartir       
volver   
Usted está aquí: Portal AP |

Noticias

Kudo Takashi: “A pesar de todo lo que estamos viviendo la vida es bella”

Artista tecnológico y representante de teamLab, un colectivo internacional e interdisciplinario de arte que congrega a programadores, animadores, matemáticos, entre otros, reconoce que a pesar de todas las dificultades que estamos atravesando -debido a la pandemia y los desastres climáticos-, la búsqueda de respuestas que en su mayoría son inexplicables, hacen de la humanidad y el arte algo inspirador.

11 de Febrero de 2021

Expositor en el Congreso Futuro 2021, Kudo Takashi compartió algunas de sus reflexiones sobre el proceso creativo que lleva adelante con un grupo interdisciplinario y multicultural en varios países del mundo, mezclando arte, ciencia, tecnología e innovación. En su opinión, a diferencia del diseño orientado a través de la lógica de dar respuestas universalmente comprensibles, el arte se orienta a trabajar con humanos sobre sus preguntas y curiosidades sobre el mundo. Más de sus ideas, en la siguiente entrevista.

La vida es bella porque nos permite construir algo en conjunto

Kudo Takashi comienza a responder con una idea poco habitual frente a la pregunta sobre cómo ha conciliado el trabajo creativo y la pandemia. “La vida es hermosa porque frente a los problemas y las grandes preguntas no podemos escaparnos. Hoy nos sentimos muy tristes por todo este desastre que afecta por igual a todo el mundo, pero a la vez nos damos cuenta que no somos nada. Esto mismo podemos sentir cuando nos enfrentamos a terremotos u otros desastres naturales como los que tenemos en Japón. Por esto mismo es que no podemos renunciar a encontrar solución a los problemas que nos afectan. En eso estamos con mi equipo y amigos, tratando de crear algo para cambiar el chip que nos permita resolver los problemas y no quedarnos sentados esperando”, señaló.

De igual manera, comenta que a pesar de que la humanidad ha sido capaz de crear grandes adelantos tecnológicos y de realizar grandes descubrimientos espaciales, la posibilidad de encontrar soluciones a la situación de pandemia y crisis climática en la que nos encontramos hoy es un gran desafío. “Lo importante es construir en conjunto un futuro positivo, porque quiero tenerlo para mí y para mis hijos. Podemos comenzar en nuestros propios territorios y mantenerlo ahí, por más que no tengamos respuestas correctas a las cosas que no conocemos, o independientemente que podamos resolver los problemas. Sé que puede sonar duro, pero a pesar todo esto que estamos viviendo la vida es bella, por lo tanto nuestras expresiones artísticas buscan expresar esto y ver como es la reacción de la gente”, sostuvo.

Reacción de la gente frente al arte en contextos de incertidumbre global

En relación a posibles cambios en la percepción del arte, principalmente cuando media una crisis epidemiológica y una crisis ambiental, Takashi explicó la forma como emprenden la tarea de desarrollar sus creaciones. “Como todo, hay personas a las que les gusta nuestro arte y a otras no. No podemos obligar a nadie. Lo que nosotros hacemos es mostrar instalaciones en tres dimensiones donde no solo realizamos un reconocimiento del mundo y de los cuerpos físicos, no es solo ojos u oídos, sino que el mundo es algo mucho más grande, multidimensional que nos permite sentir más allá. Agradecemos cuando vemos que la gente participa aportando con su imaginación. Nosotros no obligamos a nadie ni entregamos respuestas, solo aportamos con ideas y preguntas. Tratamos de crear marcos de belleza donde las personas puedan sentirse parte de ella. Aquí es donde vemos la diferencia entre arte y diseño porque el arte es sobre preguntas, mientras que el diseño es lógica, porque un buen diseño es una gran lógica, basada en que todo el mundo puede comprender el concepto y puede ser usado”, relató.

Sobre esta idea, agregó que los seres humanos no actuamos según la lógica, pero que quizás existe un 1 por ciento superdotado que sí lo hace. “El resto del 99,9 por ciento no, dentro de los que me incluyo. A veces soy incrédulo, a veces estoy triste, y muchas veces no soy capaz de controlar mis emociones. Esa es la razón por la cual somos seres independientes, porque nuestras acciones están movidas por emociones e impulsos que muchas veces no podemos explicar con palabras. El uso de un tipo determinado de ropa se explica porque nos gusta, o porque nos hace sentir cool, pero qué es todo esto. Es algo que simplemente no podemos explicar con palabras”, explicó.

De tal manera, expuso que la vida es más sobre lo que podemos comprender de lo que podemos hacer con lógica y eso es justamente lo que lo motiva a crear, a llevar conceptos a la acción. “Cuando nuestra sociedad y la relación con el trabajo cambien, también lo hará el significado de lo que es una respuesta correcta. Lo mismo sucedió en el siglo XIX luego de la revolución industrial, las respuestas correctas no fueron las mismas que en el siglo XVIII. Algo similar sucede en el siglo XXI donde la lógica es distinta a las de finales del siglo XX cuando se daba inicio a lo que conocemos hoy como la revolución digital”, afirmó.

En su opinión, las personas actúan y se vinculan a través de preguntas, incluso la historia se puede leer como un conjunto de preguntas movilizadoras. “La gente actúa para responder a sus preguntas, incluso si sus acciones son motivadas por preguntas que guíen su corazón, podremos generar respuestas masivas. El problema es cuando aquellas personas superinteligentes quieren hacer lógica con base en estas respuestas para generar teorías. No podemos suponer si estas respuestas son buenas o no, eso es algo que lo determinará la historia en el futuro”, añadió.

Es por ello que en su concepción, el arte trabaja con estas respuestas sin necesidad de forzarlas, clasificarlas o enjuiciarlas. “No somos como los políticos o diseñadores eternos porque no tenemos respuestas correctas a los problemas. Lo que nosotros podemos hacer es no rendirnos frente a la posibilidad de crear algo y tratar de mantenerlo, independientemente de si es algo excepcional o no”, sostuvo.

La importancia de aprender haciendo

En otra de las reflexiones relacionadas con las interrogantes que nos mueven como humanidad, afirmó que para él es interesante saber cómo se organiza el mundo en función del aprendizaje, como funciona para nosotros y cuales son las razones por las cuales hay canales más difíciles que otros y por qué los seguimos utilizando. “Hace cuatro años mi hijo quería aprender a nadar, así que estuve viendo videos con animaciones en Youtube que explicaban como enseñar. Todas las animaciones eran muy lógicas para explicar, pero ninguna de esas explicaciones mostraban a niños humanos en contacto con el agua. Luego traté de explicar con mis palabras lo que vi en dos dimensiones, pero fue un desastre. Por lo que tuve que llevarlo al agua para que comprenda lo que es el agua por sí mismo, estar en contacto una y otra vez hasta que se de la necesidad de aprender”, explicó.

Sobre esta idea, señaló que existe demasiada información inútil que no está contribuyendo a nuestra percepción de la realidad. “El internet es una suerte de mediación entre el humano y el mundo, es ahí como se está interpretando. Pero el mundo no es como se muestra en los videos, por eso pienso que si queremos entender el mundo tenemos que hacerlo como cuerpos físicos".

El multiculturalismo y su aporte a la creatividad

"Somos seres humanos, por lo tanto somos creadores más que artistas”, esta fue su primera respuesta frente a la pregunta de si la variedad de culturas y nacionalidades es un aporte significativo al arte. “No se trata de si somos aliados o no, se trata de crear cosas entre personas, entre grupos de personas, tal como se construye una sociedad. Pero más que solo usar la imaginación, nuestra intención es mirar hacia el futuro y contribuir para que de nuestra vida resulte un mundo mucho mejor del que tenemos hoy”, explicó.

De esta manera, afirmó que en teamLab construyen canales creativos, a través de equipos y grupos que comparten laboratorios. “Incluso podría decir que no somos agrupaciones de artistas independientes sino grupos de equipos, eso son todos nuestros miembros, conformados por personas con imaginación y necesidad de crear algo. Nuestra visión, más que la de un país, es algo mucho más general, compartimos una mentalidad, una cabeza creativa enfocada en los problemas que tendremos a futuro, de nuestros riesgos”, puntualizó.

Sobre la conformación de teamLab, aseguró que son equipos de atletas, ingenieros, programadores, magos, arquitectos, entre otros. “Tratamos de trabajar en equipo para crear algo que no pueda ser explicado fácilmente. A veces puede ser un poco extraño porque mezclamos muchos temas. Es como el humor, en algunas ocasiones podemos explicar porqué nos da risa, pero en otras no lo sabemos. Tenemos muchos tipos de habilidades, muchas de ellas dependen de las herramientas y materiales que utilizamos para crear”, señaló.

Por último, en relación a la pandemia y la posibilidad de trabajar en equipo, se refirió al sentido de su agrupación. “Este es un desastre que va más allá de una región, por lo tanto lo que nosotros queremos, y es parte de nuestra creencias, es conectar con las personas y compartir sentimientos, sensaciones, porque no podemos resolver los problemas aislados. La idea es que por más que debamos estar aislados, podamos entregar el mensaje sobre la importancia de estar conectados unos con otros y pasarlo bien”, sentenció.

Vea la presentación de Kudo Takashi en el Congreso Futuro 2021, en el siguiente video.

 

Por equipo Asia Pacífico: asiapacifico@bcn.cl












    Comentarios publicados





 

Comentar artículo

(Requerido) Por favor escriba su nombre.
(Requerido)

Comentario

Print this page Print this page Add Bookmarklet